Guía rápida para el trabajo remoto

Wizeline, es una empresa global de servicios de diseño y desarrollo de software con operaciones en los EE. UU., México, Vietnam, Tailandia, Australia y España. Como empresa con oficinas y equipos distribuidos en todo el mundo, el trabajo remoto siempre ha sido un aspecto crítico de su modelo operativo, abrazando una cultura donde el sentido de la responsabilidad,  la comunicación y la entrega de resultados son elementos clave.

“Uno de nuestros compromisos es impulsar el desarrollo integral de las comunidades en donde operamos, y para lograr tal desarrollo, la salud de los miembros que conforman dichas comunidades es esencial. La reciente declaratoria de pandemia por la propagación del virus COVID-19, además de las implicaciones a la salud pública que por supuesto son críticas,  representa también un reto para muchas organizaciones, ya que tendrán que adaptar sus operaciones y estilos de trabajo al contexto actual y promover nuevas formas de colaboración” afirmó Vidal González, CTO de Wizeline.

En esta nueva era, donde el trabajo remoto es la norma, las organizaciones se plantean cómo implementar programas que promuevan el distanciamiento social como estrategia para combatir la pandemia, y aunque existen herramientas tecnológicas disponibles para promover el teletrabajo, la creación de culturas de colaboración que operen de forma regular y eficiente a través de equipos distribuidos en diferentes regiones geográficas parece ser el principal reto.

Wizeline ha navegado los océanos del trabajo remoto desde su fundación, formando grupos multidisciplinarios de trabajo localizados en distintas partes del planeta, lo que los ha llevado a establecer ciertos criterios que son de gran valor para lograr los objetivos de productividad cuando se trata de colaborar a distancia. A continuación, comparten algunos de estos criterios que son parte de su “receta secreta”.

Se sugiere promover el entendimiento de que el trabajo remoto es trabajo, por lo que las personas deben realizar ciertas acciones como si estuvieran en una oficina, algunas  acciones están basadas en la rutina y los horarios, pero sobre todo en la entrega de resultados. Para lograr una transición lo menos disruptiva posible, deberán dividir el tiempo en diversas tareas, definir fechas de entrega y trabajar sobre ellas para avanzar en sus responsabilidades y proyectos. Para mantener la salud y el bienestar, es importante buscar un balance entre el tiempo dedicado al trabajo y las horas dedicadas a actividades de esparcimiento y descanso.

En cuanto a los equipos de trabajo y su productividad, Wizeline ha centrado su experiencia en la implementación de metodologías ágiles, las cuales fueron creadas con la finalidad de acelerar procesos de producción dentro de la industria de tecnología. Los equipos ágiles tienen varios elementos aplicables a cualquier empresa que enfrenta la implementación de equipos remotos por primera vez, utilizando la comunicación como una herramienta para cambiar la percepción de un “plan de contingencia” a una “nueva forma de trabajo” que les permitirá lograr:

●        Planeación de actividades y revisiones frecuentes – Dar seguimiento constante a prioridades es tan esencial como mostrar un interés real por el estado mental y emocional de los colaboradores; estas acciones se pueden llevar a cabo utilizando programas de videoconferencia, o llamadas telefónicas.

●        Establecer expectativas – En un día normal de oficina, los empleados planean su ruta de trabajo, definen prioridades y delimitan expectativas. Cuando se trabaja de manera remota definir, comunicar y alinear expectativas es de suma importancia pues ayudará a ser más precisos en los requerimientos que cada persona tiene.

“En el contexto actual por el que estamos atravesando, la comunicación con los clientes es fundamental, todos estamos enfrentando nuevos retos y los clientes deben sentir la cercanía de sus socios y colaboradores clave” complementó Vidal González. Para esto es necesario tomar en cuenta los siguientes puntos, de acuerdo a la experiencia de Wizeline:

●        Comunicación transparente y frecuente – Eliminar malas interpretaciones o diferencias en las expectativas es crucial durante el trabajo remoto, la comunicación entre los equipos y los clientes es esencial para fomentar procesos que estén completamente alineados con las necesidades de sus negocios.

●        Adaptabilidad y liderazgo – En todo tipo de proyectos, los equipos de trabajo tienen que ser flexibles y adaptarse a las cambiantes necesidades de los clientes durante este periodo de colaboración a distancia, pero sobre todo, deben toman el liderazgo de los pasos a seguir para lograr los objetivos definidos.

●        Unidad y colaboración – Los resultados de los equipos son logrados mediante la unidad que existe entre los individuos, esto se puede lograr al comunicar diversas acciones durante el proceso de trabajo, tal como se haría en una oficina. Buscar espacios de integración para los equipos, incluso de manera virtual es indispensable.

●        Eliminación de ambigüedades – Nunca debemos suponer lo que otra persona desea, o que nuestras instrucciones han sido entendidas, debemos mantener los canales de comunicación más abiertos que nunca para permitir que las dudas fluyan, promover información clara sobre las expectativas en cada iniciativa y sobre todo, definir los roles de cada persona en un proyecto específico.

Estos son algunos de los criterios que Wizeline, organización global que colabora tanto con empresas Fortune 500 como con startups,  ha establecido como fundamentos clave para asegurar la exitosa implementación de equipos remotos, tanto al interior de la compañía como en colaboración con otras empresas, centrando siempre su productividad en el cumplimiento de los compromisos generados con nuestros clientes y el bienestar de sus empleados, sin importar su ubicación geográfica.

“En Wizeline, no sólo nos gusta hacer el mejor uso de la tecnología y ayudar a empresas a que inicien o avancen en su evolución digital, también nos gusta colaborar con todo tipo de empresas para ayudarlos a mejorar sus procesos y su cultura, por eso compartimos nuestra experiencia”, afirmó Vidal González, CTO de Wizeline.